¿Quién alimentará a 1,7 millones de refugiados sirios?

refugiados sirios zaatari

En octubre de este mismo año, el Programa Mundial de Alimentos (WFP) alertó del riesgo que corrían los 1,7 millones de refugiados sirios que se encuentran en los países vecinos: si no se lograban reunir 257 millones de dólares hasta final de año1, no se podría proporcionar comida para los refugiados.

El lunes se cumplieron las peores previsiones, y la agencia de Naciones Unidas anunció que, por falta de fondos, suspendía el programa que proporciona cupones de comida2 para alimentar a los 4 millones de desplazados internos en Siria y a dos millones de refugiados dispersados por la región.

A las puertas del invierno, los refugiados sirios en Líbano recibieron un simple sms que les informaba que, al no haber recibido los fondos para recargar la tarjeta [que les permite comprar comida en los supermercados] para el mes de diciembre, el Programa Mundial de Alimentos tenía que suspender la asistencia alimentaria.

¿Cuánto dinero se necesita para reactivar el programa y poder alimentar a más de 1,7 millones de refugiados sirios durante un mes? ‘Apenas’ 64 millones de dólares.

¿Por qué no hay fondos para los refugiados?

De hecho, lo sorprendente no es que no haya fondos para los refugiados. Lo sorprendente es que las agencias de la ONU, ACNUR y WFP, hayan conseguido alimentar a 1,7 millones de refugiados sirios con apenas la mitad del dinero que necesitaban.

En total, las agencias de la ONU necesitaban, en 2014, unos 6 mil millones de dólares para hacer frente a la crisis humanitaria siria. De esos fondos, más de la mitad estaban destinados a ayudar a los refugiados sirios dentro y fuera de Siria. Sin embargo, los países que se comprometieron a contribuir apenas han aportado el 50% de los fondos requeridos3, unos 3.000 millones, claramente insuficientes.

Fondos refugiados sirios
Fondos para la crisis siria 2014. Fuente: UN Financial Tracking Services

En la conferencia de donantes de la ONU celebrada en Kuwait City en enero de este año, unos 40 países prometieron donar 2.400 millones de dólares en ayudas para los refugiados sirios. Sin embargo, la razón por la que no se han podido cubrir las necesidades de las agencias que trabajan sobre el terreno con los refugiados sirios es doble. Por una parte, la ONU incrementó la cifra que pedía a los donantes, casi doblando la cantidad. Por otra parte, numerosos países y organizaciones privadas o ONG no han cumplido su palabra4.

Los casos más llamativos son los de Kuwait, que debe 200 millones de dólares; Arabia Saudi, que sólo ha contribuido con 16$ de los 60$ millones que prometió; Qatar, que debe donar 11$ millones; La Comisión Europea, 51$ millones; y Omán y Suiza 11$ millones.

Curiosamente, países más modestos como Eslovaquia, Rumanía o México si han cumplido con los fondos prometidos. Otros como Nueva Zelanda han contribuido con más dinero del esperado.

La mayor parte de estos fondos debían provenir de países del Golfo

No es de extrañar que los países que han financiado a grupos rebeldes en la guerra civil siria sean aquellos que menos comprometidos están en ayudar a paliar las consecuencias de sus actos.

Es cierto que los países del Consejo de Cooperación del Golfo realizan donaciones privadas a los campos de refugiados. Sin embargo, estas contribuciones, además de ser arbitrarias, no llegan a las cifras invertidas en financiar a las milicias que luchan en Siria.

La pregunta que debemos plantearnos es, si la falta de financiación para los refugiados sirios es debido a una pura negligencia o si existen intereses para desestabilizar aún más la región, teniendo en cuenta que unos refugiados sirios desesperados son el perfecto caldo de cultivo para los yihadistas.

Poco importan las razones, la realidad es que Naciones Unidas no dispone del dinero para alimentar a 1,7 millones de refugiados sirios y que los países que asistieron a la conferencia de donantes no han estado a la altura de su compromiso. De todas formas, ellos no sufrirán las consecuencias. Al menos por ahora.

Porque los países que acogen a los refugiados sufrirán las consecuencias

Desde hace unos meses, el ejército libanés ha tratado de impedir que los refugiados sirios siguieran cruzando la frontera para buscar refugio en el país de los cedros. Por ello, organizaciones de derechos humanos han criticado duramente al gobierno libanés. Y, sin embargo, en estos momentos Líbano es uno de los países que más inestable se encuentra debido a la presencia masiva de refugiados dentro de sus fronteras. Hasta 1 millón de personas según ACNUR5.

Tenemos que recordar que Líbano se basa en un equilibrio sectario precario entre suníes, chiíes y cristianos, principalmente, y que la avalancha de 1 millón de refugiados suníes no ha hecho sino empeorar su situación. La presencia descontrolada de refugiados en un país que no dispone de la capacidad para hacer frente a esta crisis humanitaria es un caldo de cultivo para elementos yihadistas, como se ha podido comprobar en el pueblo de Arsal, situado junto a la frontera siria y que ha sido escenario de intensos combates entre el ejército y las milicias de Al-Nusra y el Estado Islámico.

Mientras que otros países más estables, como Turquía, pueden utilizar recursos propios para intentar frenar la crisis humanitaria derivada de la suspensión del programa de alimentos para los refugiados sirios, en Líbano la situación puede volverse dramática con la llegada del invierno. La mayoría de los refugiados, unos 400.0006, viven en las montañas del este del país, donde no disponen de refugios preparados para el frío ni de unas instalaciones como es el caso del campo e refugiados de Zaatari, en Jordania.

Refugiados sirios en Líbano
Campo de refugiados sirios en la Bekaa, Líbano. Fuente: UK Department for International Development.

Pero los que más lo sufren son los refugiados

En los últimos meses, un número creciente de refugiados sirios, menores de edad, abandonaban la escuela para poder trabajar y ayudar financieramente a su familia. Pero aún más preocupante es el caso de las niñas, que se casan para que sus familias dispongan de más recursos con los que subsistir. En números, 50.000 niños en Líbano estaban trabajando en condiciones precarias y en uno de cada tres matrimonios entre refugiados sirios tenían como protagonista a niños.

La retirada del programa de alimentos no hará sino incrementar la presión sobre los refugiados sirios y sus familias. Muchas de estas familias no tienen acceso a un mercado de trabajo y subsisten con lo que pueden encontrar y vender y con la ayuda de ONG y organismos internacionales. Lamentablemente, si no se pone remedio en los próximos días, es muy probable que este invierno mueran niños y ancianos, la población más vulnerable, de hambre.

Por último, imaginemos una población desesperada y hambrienta y abierta a las ideas religiosas más radicales. ¿Queremos vencer al yihadismo? La pobreza es una de las principales causas y sí, en esta batalla podemos vencer al yihadismo.

Entonces, ¿qué podemos hacer?


Personalmente estoy cabreado por que hayamos llegado a este punto. Las agencias de la ONU preveían desde hace meses lo que acaba de suceder y ni gobiernos, ni ONG, ni organizaciones internacionales han reaccionado hasta que ha sido demasiado tarde.

En estos momentos las opciones son limitadas, pero podemos ayudar.

Si puedes contribuir financieramente, haz una donación y apoya la campaña del Programa Mundial de Alimento para los refugiados sirios. ¡Aún estamos a tiempo!

¡Hazte voluntario y dona tu tiempo! Trabaja en tu país o viaja al extranjero, con organizaciones internacionales o pequeñas ONG, lo importante es contribuir.

Escribe a tu gobierno para que contribuya a la campaña de la ONU en favor de los refugiados y, de paso, pídele que acoja a más demandantes de asilo.

¡Difunde! Habla con amigos, vecinos, familia, organiza charlas, escribe en las redes sociales, en blogs, en periódicos.

Y tú, ¿qué piensas hacer?

Análisis sobre los conflictos, la actualidad y el futuro de Oriente Medio. De Egipto a Turquía y de la política en Líbano a la guerra civil siria.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sígueme para conocer la actualidad de Oriente Medio, al momento